Rankor

Duelo mental

 Guerra Abierta, Misión 1  Comentarios desactivados en Duelo mental
Jul 112012
 

El instinto nunca es suficiente, hace falta fuerza de voluntad para canalizar la energía. El nombre es la clave y ahora lo conozco. Siento una fuerza que intenta doblegarme, penetrar mis defensas y alcanzar la profundidad de mi alma. Nada prepara para esto. Sin embargo, no hay otra opción, debo cerrar el camino y apagar el torrente de energía que amenaza con desvanecer mi propio yo. Sudo, sudo y rezo mientras me esfuerzo… Continúa leyendo »

 Publicado por a las 0:15
Jun 032012
 

El baile de tiros ha comenzado. Tanto Patrick como O’Sullivan están limpiando la zona de matones aunque sus esfuerzos no son comparables al inexorable avance del Golem. Las balas rebotan en su pétrea cobertura y van rasgando la enorme gabardina que lleva para ocultar su verdadero ser. La oscuridad de la calle junto con el miedo a lo imparable nubla las percepciones de los italianos que retroceden buscando cobertura para lanzar andanada tras andanada sin aparente éxito. Finalmente, un joven con una recortada sale gritando avanzando hacia la mole y dispara a bocajarro su escopeta contra el Golem diciendo: “¡Traga plomo, cabronazo! Veamos qué dice tu kevlar de esto…” Una pequeña nube de pólvora esconde momentáneamente la gigantesca figura, que gira su puño lanzando un derechazo sobre el infortunado tirador acompañado de un crujido de costillas rotas. Nada lo detiene. Continúa leyendo »

 Publicado por a las 13:46
Jun 032012
 

La rueda de la fortuna sigue girando, mientras me lamento de la falta de criterio de Parson. ¿Tanto costará consensuar posturas y tomar decisiones meditadas? Me arrastro por el ventanuco que conduce a los retretes unos segundos después de que el joven Jim haya entrado. Mi tamaño me crea alguna dificultad añadida y cuando consigo descolgarme veo que Jim no ha esperado mi llegada, ¡inconsciente! no tiene ni idea de los poderes que puede desencadenar con sus actos. Paro un momento a escuchar, se oyen voces susurrantes que salmodian unas tenues palabras… parece hebreo. Una ceremonia a todas luces coordinada. Necesito saber más, de modo que echo mano de mi baraja y extraigo un arcano… Mierda. Mierda. Mierda… Continúa leyendo »

 Publicado por a las 13:45