La Fundación: La Guerra de los Engendros y la Peregrinación

on 30 enero, 2015 in Crónicas de Carabas

Perg PNG” Los sucesos que desembocaron en la fundación del actual Marquesado de Carabás son varios, pero sin duda los mas importantes son la Guerra de los Engendros y la Peregrinación.”

 

 

“Si bien ambos sucesos están muy ligados a una historia mucho mayor, mas larga y llena de secretos, los acontecimientos que ocurrieron en esa época pre-fundacional son bien conocidos por el público. La posteriormente conocida como La Guerra de los Engendros fue quizás la mas grande hazaña que los Grandes Heroes de Carabás resolvieron. Este conflicto empezó en las sombras, como una competición entre dos grandes facciones en las sombras, los no-muertos y los demonios extraplanares. Sus trifulcas y confabulaciones llegaron a afectar, como era inevitable, al mundo de los vivos, y los Grandes Heroes empezaron a actuar en contra del propio conflicto, sin involucrarse en ninguna de las dos facciones, sino mas bien como una tercera facción en discordia. De las investigaciones y largas aventuras que los Grandes Heroes corrieron buscando acabar con el conflicto, se obtuvieron numerosas informaciones que revelaron al autentico enemigo tras los dos ejercitos: Thectoc. 

La Guerra de los Engendros

Thectoc era, por los datos que transcendieron, un miembro de una antiquísima raza de seres que parecían venir de mas allá de las estrellas, y que cometieron el error de querer equipararse a los dioses. La historia no lo cuenta, pero se deduce que de algún modo esta raza obtuvo un castigo y fue sentenciada a la extinción, un ocaso del que la propia raza era plenamente consciente. A parecer, muchos de los miembros mas destacados y sabios de esta raza empezaron a investigar multitud de formas de librarse de su destino, pero Thectoc optó por salvarse él mismo ingresando en una desconocida y antigua organización mística denominada Los Guardianes de la Historia. Por los vestigios y escritos que nuestros Grandes Heroes, y yo mismo, descubrieron escritos en las piedras de una antigua ciudad de esta raza en Rhur, lo que supuso la salvación para Thectoc significó la perdición de los habitantes de esa ciudad, y quizás, del resto de su raza. El ritual que Thectoc usó para ascender y liberarse de su cuerpo mortal para que su voluntad se pudiera manifestar en cualquier momento de la historia, es decir, para convertirse en uno de los Guardianes de la Historia, afectó también a sus demás congéneres, no sabemos con que alcance. Al no estar preparados para ascender, se convirtieron en una especie de espectros, muy similares a los que embrujaban la Ciudad de Carabás en sus primeros años, y que ahora son cada vez menos comunes. Thectoc ascendió, pero sus intenciones no eran en absoluto quedarse en ese estado. Aprovechando su capacidad para poder viajar a cualquier punto de la historia, encontró un tiempo en el que la situación parecía propicia para su reencarnación. Con lo conocimientos adquiridos en la congregación de los Guardianes de la Historia, descubrió una trama de reencarnaciones de antiguos demonios, en especial la de Necrotaq. Este demonio, que luchó en antiquísimas batallas milenarias, quedó tan prendado de este plano que se ligó a él para que su alma nunca se desvaneciera a otros planos, quedando en este universo como una mezcla de demonio y no-muerto. 

Con esta información, Thectoc consiguió, con ardides, engañar tanto a los no-muertos como a los demonios para que trataran de resucitar al que creían, cada facción respectivamente ,su señor. En realidad, los planes que Thectoc iba proveyendo a cada facción llevaban simplemente a su resurrección. 

Engañados hasta el último momento, los ejércitos de los demonios y los no-muertos llegaron a enfrentarse en una última batalla en la plaza de la Ciudad de Carabás, que al parecer debía ser una pieza importante en el ritual de resurrección de Thectoc. Nuestros Grandes Héroes, que conocieron mucho antes que estas marionetas los planes de Thectoc gracias a sus investigaciones y a varias fuentes que no citare en estos escritos por mantener su anonimato, se enfrentaron a ambos ejercitos y a la presencia del propio Thectoc en esa gran batalla, que desembocó  en su gran victoria y en la fundación de la Ciudad de Carabás.

Las incógnitas que esta historia suscita son muchas y aún objeto de mis investigaciones: ¿Quienes eran esta raza antiquisima?¿Porque las ruinas de los alrededores de Carabás están repletas de sus marcas y indescifrable escritura?¿Que mal asoló a esta cultura para que se vieran arrastrados a tomar medidas tan drásticas como las que tomó Thectoc?¿Que tienen que ver las esfinges en todo esto?

La Peregrinación

Este hecho es muchísimo mas misterioso que el propio origen de la Ciudad de Carabás y la extraña raza que, al parecer, tiene mucho que ver en su historia. Denominamos la Peregrinación al viaje que emprendieron muchísimos futuros primeros habitantes de Carabás, al parecer al unisono, desde varias partes del mundo con un mismo destino que ni siquiera ellos conocían. Tras numerosas entrevistas a estos primeros habitantes de Carabás, los Peregrinos, todos ellos bien conocidos por nuestros vecinos, se deduce que todos ellos tuvieron de alguna forma contacto con los Grandes Héroes en algún momento previo de su vida, y que todos ellos tuvieron extraños sueños y visiones, a mi entender al mismo tiempo, como si una señal se hubiera desencadenado. Todos los Peregrinos tuvieron el deseo de empezar un viaje en dirección Sur, siguiendo una ruta que su instinto y sus sueños marcaban, y que les llevaba a unirse a mas Peregrinos en este viaje. Lo mas curioso de todo este fenómeno es que la llegada de los Peregrinos a la deshabitada y abandonada Ciudad de Carabás coincidió perfectamente con la llegada de los dos ejércitos de Demonios y No-muertos, la llegada de los Grandes Héroes y nuestra Marquesa y la acumulación y emisión de grandes cantidades de energía que la Gran Batalla produjo. 

La historia cuenta que, durante la Gran Batalla la propia Marquesa condujo a sus futuros súbditos al salón del trono de Carabás, y que la propia Ciudad respondió ante su Marquesa, otorgándole de forma mágica los poderes políticos sobre la Ciudad ante la asombrada mirada de centenares de Peregrinos, que no dudaron en reconocer a la Marquesa como su nueva líder. A este hecho se le conoce como La Fundación.

Tras la Fundación, que coincide temporalmente con el final victorioso de la Gran Batalla, la Ciudad de Carabás pareció recobrar de nuevo un impulso vital que había perdido y pareció responder a sus nuevos habitantes como si realmente estuviera viva. 

Los primeros años tras la Fundación estuvieron repletos de avistamientos de Espectros Grises, como ya sabemos totalmente inofensivos, cuyo origen aún es incierto y se investiga, así como el hecho de que todos los hijos de los Peregrinos nacieron con los ojos verdes, sin ninguna excepción en absoluto.”

 

-Extracto de “Historia del Marquesado de Carabás” , de la obra “Crónicas de Carabás” , Vol I. Por Rayvano Nijten.

Comments are closed.